Saltar al contenido

Salud promulga medidas especiales de nivel 2 en la ciudad de Cuenca, Quintanar del Rey


Salud promulga medidas especiales de nivel 2 en la ciudad cuencana de Quintanar del Rey

Toledo, 25 de septiembre de 2020. – La Consejería de Salud, a través de la Delegación Provincial de Salud en Cuenca, ha decretado medidas especiales en la localidad de Quintanar del Rey.

Durante las semanas 37 y 38 se reportaron 27 casos de COVID-19 en la ciudad de Quintanar del Rey.

Luego se decretó el cierre de residencias de ancianos y centros colectivos de sociedades recreativas y culturales.

Se decreta la supresión del servicio de bar en todos los bares y restaurantes de la localidad. La capacidad en locales cerrados dedicados a esta actividad se reducirá al 50% del máximo previamente establecido.

Las terrazas de bares y restaurantes reducirán su capacidad al 75% del máximo previamente establecido, manteniendo en todo momento el resto de medidas que marca la normativa en cuanto a distancias de seguridad y agrupación.

Se procede con la suspensión cautelar de la actividad en los Centros de Día y la supresión de visitas sociales en las Residencias de Mayores, Hogares Protegidos para Mayores y Centros Socio-Sanitarios donde residen personas consideradas vulnerables. La entrada a estos centros de personas ajenas a ellos se limitará a lo estrictamente necesario.

No se permitirá la salida de los residentes salvo por motivos de fuerza mayor (asistencia sanitaria o deber público imperdonable), adoptando siempre medidas extremas de protección durante dicho viaje y medidas de higiene a su regreso.

A su regreso, se deben establecer medidas de aislamiento para el residente durante 14 días. Los residentes con IgG positiva previa, o que hayan pasado el Covid-19 en los seis meses anteriores (considerando un caso con infección resuelta) no solicitarán dicho aislamiento preventivo.

Los trabajadores que se incorporen a hogares de ancianos y hogares protegidos después del período vacacional tendrán un PCR para descartar la infección por COVID-19 como paso previo a su incorporación

Todas las celebraciones religiosas limitarán el aforo al 50% de su aforo habitual, siempre que se mantengan las medidas de distanciamiento interpersonal.

Se procede con la limitación del número de personas en velorios y procesiones funerarias (máximo 10) y la limitación del número de personas en eventos sociales como bodas y bautizos (máximo 25).

Como medidas complementarias, se propone la suspensión de las actividades recreativas colectivas, como espectáculos u otros eventos que puedan suponer la concentración de personas y no se reflejen en los demás casos contenidos en estas medidas y la suspensión de la actividad de las escuelas municipales (deportes, música, danza, pintura, idiomas, …).

También la suspensión de eventos deportivos y culturales promovidos por el Municipio, por asociaciones, clubes o particulares.

Además, el cierre preventivo de cines, teatros y auditorios, bibliotecas y museos.

Los hoteles solo pueden ocupar el 75% de su capacidad. El uso de sus áreas comunes estará limitado en su capacidad al 50%.

La suspensión de eventos deportivos con presencia de público y la supresión de espectáculos taurinos.

Suspensión de mercadillos y mercados al aire libre. Se exceptúan aquellos casos en que la localidad dependa de este tipo de comercio para el abastecimiento de necesidades básicas, limitando en este caso la apertura a puestos dedicados a la comercialización de este tipo de productos.

Cierre preventivo de parques y jardines.

En comercios y otros establecimientos comerciales se llevarán al extremo las medidas higiénico-sanitarias, limitando el número de personas en cualquier momento en función de la posibilidad de mantener la distancia de seguridad interpersonal de 1,5 metros dentro del establecimiento. La higiene de manos con gel hidroalcohólico debe realizarse a la entrada del establecimiento.

Los supermercados y centros comerciales limitarán su capacidad al 50%, manteniendo las mismas condiciones higiénicas que para las pequeñas empresas.

Se aconseja a los ciudadanos que limiten las reuniones sociales fuera del grupo de convivencia estable y que limiten las reuniones sociales a un máximo de 10 personas, incluidos los convivientes.

Todas las medidas reportadas en este documento se aplicarán durante 14 días a partir de su publicación y podrán extenderse hasta 28 días dependiendo de la evolución epidemiológica de la enfermedad.