Saltar al contenido

El Complejo Hospitalario de Toledo cuenta con una nueva unidad de pacientes críticos ubicada en el Hospital Nacional de Parapléjicos


El Complejo Hospitalario de Toledo cuenta con una nueva unidad de pacientes críticos ubicada en el Hospital Nacional de Parapléjicos

El centro está reorganizando las visitas de pediatría del hospital Virgen de la Salud, ubicado en el edificio Materno Infantil, para trasladar el servicio de urgencias pediátricas a esta zona el próximo lunes 21 de septiembre.

Toledo, 19 de septiembre de 2020. – El Complejo Hospitalario Universitario de Toledo, dependiente del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha, ha puesto en marcha una nueva unidad de cuidados intensivos en el Hospital Nacional de Parapléjicos, con doce puestos con respiradores, como apoyo asistencial para afrontar un posible aumento del número de pacientes que requieren este tipo de atención especializada.

El director general de Sanidad, José Antonio Ballesteros, junto con los directores generales del Complejo Hospitalario Universitario de Toledo y del Hospital Nacional de Parapléjicos, Juan Antonio Blas Quílez y Vicenç Martínez Ibáñez, respectivamente, visitaron las nuevas instalaciones, que estarán disponibles si aumenta la presión sanitaria por la infección por coronavirus.

Esta nueva área de salud se une a las dos unidades de pacientes críticos del Complejo Hospitalario, ubicadas en el Hospital Virgen de la Salud y en el Hospital Provincial.

Además, en los meses de mayor presión sanitaria, el Hospital de Toledo utilizó la unidad crítica del Hospital Nacional de Parapléjicos para dar respuesta al aumento de hospitalizaciones provocadas por el coronavirus.

La unidad crítica que ahora se ha habilitado es un nuevo espacio permanente, habilitado para dar soporte a los cuidados intensivos del hospital Virgen de la Salud.

Esta actuación se enmarca en el Plan de Contingencia del Complejo Hospitalario, que prevé además la reorganización de los circuitos sanitarios con áreas específicas para pacientes críticos y la hospitalización y la restricción de visitas.

De esta forma, en el Servicio de Urgencias del Hospital Virgen de la Salud se habilitaron dos circuitos diferenciados, uno para pacientes respiratorios y otro para el resto de patologías, y se reubicaron las consultas urgentes de Oftalmología y Otorrinolaringología.

Además, el próximo lunes 21 de septiembre se trasladará el área del Servicio de Urgencias Pediátricas a las consultas ubicadas en la planta baja del edificio Materno Infantil. Esta medida diferencia los espacios, tanto de espera como de enfermería, entre niños y adultos, obteniendo mayor comodidad para los pacientes y sus familias.

Para ello se trasladarán tres consultas médicas, dos de Neurología y una de Neumología, y una de Enfermería, al Hospital Provincial de Toledo, y una de Neonatología y otra de Digestivo Pediátrico al módulo Calle Barcelona.

Por otro lado, las visitas se limitaron a todos los centros hospitalarios del Complejo Hospitalario de Toledo, limitándose a la franja horaria de 12:00 a 14:00.

La Dirección del Hospital Universitario de Toledo agradece la comprensión de los pacientes y sus familiares por las molestias que les puede ocasionar la alteración de la asistencia sanitaria y aconseja a quienes deben acudir al hospital, de forma individual o con un solo acompañante.

Asimismo, recuerda que sigue siendo imprescindible adoptar medidas de higiene extremas, principalmente con el lavado de manos con solución de jabón o alcohol, el uso de mascarillas, cubrirse con el codo al toser o estornudar, utilizar pañuelos desechables, desinfectar el superficies así como mantener la distancia de seguridad.